Posiblemente el BCE va a bajar de nuevo los tipos de interés | Euribor Saltar al contenido
Euribor

Posiblemente el BCE va a bajar de nuevo los tipos de interés

27 octubre, 2008

La moderación de la inflación dejan al BCE más margen para atender al actual problema de estancamiento económico que sufre Europa. Bajar los tipos de interés de nuevo, es “una buena noticia para Europa y para España” ha señalado el Ministro de Economía h Hacienda Pedro Solbes.

    El próximo 6 de noviembre, día en que se reúne el Consejo de Gobierno del Banco Central Europeo (BCE) es posible que se tome la decisión de bajar de nuevo los tipos de interés. Lo ha adelantado, Jean Claude Trichet en Madrid en un almuerzo informativo.

El Banco Central Europeo, tiene como objetivo fundamental, estar vigilante, en las subidas de los precios, y tratar de que la inflación se encuentre cercana pero por debajo del 2% como tasa interanual. Es lo que se conoce como estabilidad de precios. Una variación de precios estable, es muy importante para generar confianza entre los  consumidores y empresarios y por tanto para que se cree empleo.

Debido al encarecimiento de las materias primas, el petróleo y los alimentos, la inflación empezó a crecer hace poco más de un año, y con ella la preocupación del Banco Central Europeo para controlarla. Además la autoridad monetaria era temerosa de que los procesos inflacionistas crearan efectos de segundo ronda, es decir, que la subida generalizada de los precios, se trasladase a los salarios, y se provocará entonces una espiral inflacionista contra la que el BCE tendría ya muy difícil luchar.

El problema ha sido, que la alta inflación que se ha generado en el último año, ha sido compañera de viaje de una desaceleración económica que se ha agudizado en los últimos meses, hasta desembocar últimamente en un posible estancamiento e incluso recesión, y no solo en Europa, sino a nivel mundial. Ambos problemas, inflación y desaceleración económica han convivido en el último año, y por ello, hubieron muchas críticas por parte de analistas y diversos dirigentes europeos que entendían necesario, que a pesar de la inflación, la desaceleración económica, era el principal problema, y que por tanto se debían bajar los tipos de interés.

La inflación sin embargo ahora está moderándose, el precio del petróleo ha sufrido fuertes y continuas caídas, y también el de las materias primas en general, además de que la demanda se ha debilitado de forma importante por la crisis.

El Banco Central Europeo durante un año, ha mantenido los tipos de interés en el 4%, no los subió a pesar de que la inflación seguía creciendo, seguramente, por el enfriamiento de la economía, que hacía  también muy poco aconsejable subirlos. Sin embargo, el 3 de julio, el BCE, se atrevió a subir un cuarto de punto los tipos de interés, hasta el 4,25%. Esta decisión fue muy criticada, ya que la desaceleración económica ha sido cada vez mayor y ha ido derivándose en un estancamiento económico. La crisis económica, ha continuado agudizándose, ha llegado las caídas de los bancos estadounidenses y europeos y un colapso del sistema financiero, por una creciente desconfianza interbancaria, que ha impedido que llegue a los bancos liquidez con la que otorgar créditos a los consumidores y a las empresas, y con todo ello, actividad económica se ha  paralizado. Afortunadamente, ahora con  mayor moderación de la inflación, debido a la caída reciente del precio de las materias primas y  un debilitamiento de la demanda por la crisis económica, el Banco Central Europeo puede atender más el otro problema: el enfriamiento económico. Por ello el día 8 de octubre el BCE, junto con los principales bancos centrales del mundo,  tomaron la decisión de bajar los tipos de interés medio punto, pasando del 4,25% al 3,75%. Estas medidas, junto otras de carácter excepcional que han sido tomadas por las mismas instituciones monetarias y los gobiernos afectados por la crisis, han afectado positivamente sobre el Euribor, conduciéndolo por una senda bajista. Jean Claude Trichet, afirma ahora, que gracias a la moderación de la inflación, posiblemente habrá otra bajada de tipos de interés. De esta manera el Euribor, tendrá más motivos y más recorrido para seguir cayendo.

    El vicepresidente económico del Gobierno, Pedro Solbes, ha mostrado su satisfacción por la posible decisión del BCE, de bajar los tipos de interés, señalando que si se consigue materializar, sería una “buena noticia para Europa y para España”.