Zapatero reconoce que España crecerá menos de un 2% y presenta medidas | Euribor Saltar al contenido
Euribor

Zapatero reconoce que España crecerá menos de un 2% y presenta medidas

23 junio, 2008

Reducción del empleo público, liberalización en el ferrocarril y en el transporte aéreo y la congelación de los sueldos de los altos cargos dependientes de la Administración General del Estado, son las medidas  más significativas que se han presentado hoy.



    José Luis Rodríguez Zapatero ha reconocido que la economía de España va a crecer menos de un 2% en el 2008, lo que significa una reducción de las últimas previsiones del Gobierno. El presidente del Ejecutivo ha expuesto las medidas que se pondrán en marcha para hacer frente a la mala situación economía actual que se vive y que muchos ciudadanos ya sufren. Como ejemplo de austeridad, se van a congelar los sueldos de los altos cargos del Gobierno y se producirá un recorte del 30% del empleo público. Se impulsará la Formación profesional con el objetivo de mejorar la formación y se trabajará para la liberalización en el ferrocarril y en el transporte aéreo.

El presidente del Gobierno español reconoce las serias dificultades por las que atraviesa la economía española y ha anunciado medidas para superarla o amortiguar sus efectos. En España se han unido diversas fuerzas que debilitan su economía y ralentizan su crecimiento.  El frenazo inmobiliario, la escalada del petróleo, el encarecimiento de los alimentos y los repuntes protagonizados por el Euribor, constituyen una mezcla explosiva muy problemática que llevan al desempleo y a la perdida de poder adquisitivo en los ciudadanos, ralentizando así el crecimiento económico. Aunque siempre aparecerán voces críticas, resulta muy positivo poner en marcha medidas económicas como ha hecho hoy el presidente del Gobierno.

El impulso de la Formación profesional tendrá como finalidad luchar contra el abandono escolar prematuro y para impulsar un modelo de crecimiento que se apoye en el conocimiento. Se reformará la Formación Profesional en colaboración con las Comunidades Autónomas.



Para el 2009 se reducirá un 30% el empleo público, pero los servicios públicos esenciales como la Seguridad, la Justicia y la inspección de trabajo contarán con su dotación imprescindible. Se van a congelar los salarios de los altos cargos que dependan de la Administración General del Estado.

También se destinaran 35.000 millones de euros entre los ejercicios del 2009 y 2010 a las líneas del ICO y del Tesoro Público que financian a las pequeñas y medianas empresas. También existirá el Plan Renove referente a la rehabilitación de viviendas e infraestructuras hoteleras por valor de 2.500 millones de euros al año. En lo que se refiere al automóvil se crea el Plan VIVE, que contará anualmente con 1.500 millones de euros en créditos blandos para la financiación de la sustitución de un vehículo con una antigüedad superior a 15 años por otro nuevo que produzca bajas emisiones.

Se reducirán un 20% a partir del año que viene, los aranceles de notarios y registradores, además de una reducción adicional, cuando el ciudadano no pueda realizar estas operaciones a través de medios telemáticos. Esta medida servirá para favorecer a las familias y a las empresas.



Se realizarán liberalizaciones del sector público. Se presentará un proyecto de Ley con el fin de separar el área de mercancías de Renfe Operadora y crear una sociedad independiente para liberalizar la prestación de servicios auxiliares. Además entrará capital privado y de las Comunidades Autónomas para la gestión de los aeropuertos de AENA, pero se conservará la amplia mayoría del sector público.

Antes de terminar 2008 se presentará un anteproyecto de Ley de Eficiencia Energética y energías renovables. El 27 de junio el Ejecutivo español firmará un acuerdo con Francia para duplicar la capacidad de interconexión del sistema eléctrico español.